Ausencia de claridad en los contratos de medicina prepagada para la afiliación de recién nacidos con discapacidad, puede constituir una discriminación indirecta

a Corte Constitucional en la sentencia T-140-2009 se pronunció sobre un caso en el que una empresa de medicina prepagada se negó a afiliar como beneficiario a un menor de edad por tener síndrome de down, pese a que su madre tenía vigente un contrato. Si bien en este caso la Corte encontró que no estaba acreditada la vulneración de un derecho fundamental del menor por cuanto su atención en salud estaba garantizada por la afiliación a una EPS, las empresas que prestan estos servicios deben verificar la claridad de sus contratos para evitar incurrir en discriminación indirecta respecto de población vulnerable. Para mayor información descargue el Boletín en: http://derechojusto.org/index.php/inicio/67-derecho-diario/985-boletin-empresas-y-derechos-humanos-39

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s