Empresa actuó solidaria y responsablemente, a pesar de ello, la comunidad estaba descontenta

En la sentencia T-550-1994, la Corte Constitucional se refirió a un caso en el que una empresa construyó un jarillón, lo cual generó descontento en la comunidad. Sin embargo, luego de estudiar el caso la Corte encontró que la construcción del jarillón produjo importantes beneficios para la comunidad como la generación de empleo y la protección de una ciénaga. Para conocer más, descarga el Boletín en: www.derechojusto.org/index.php?option=com_content&view=article&id=964:boletin-empresas-y-derechos-humanos-36&catid=67:derecho-diario&Itemid=87

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s